Dra. Alia Esquivel Salmán - Psicóloga


 


 

La memoria es nuestra base de datos. Es una facultad psíquica

por la que se retienen y se recuerdan nuestras vivencias.

 

 

Gracias a ella podemos contemplar el pasado y planear el futuro.

 

 

______________________________________________________________________________________

 

 

 

Cuando existe alguna perturbación de la memoria y empieza a

afectar en la vida cotidiana, es recomendable buscar ayuda profesional

para evitar que pueda convertirse en un trastorno más serio.

 

Puede que olvides cosas que a cualquiera le pueden pasar. Pero cuando

los olvidos son frecuentes, tienes que averiguar que es lo que te está sucediendo.

 

Las perturbaciones pueden ser ocasionadas por un daño orgánico o por factores

psicológicos. Los agentes orgánicos pueden ser los traumatismos cerebrales, una deficiencia

circulatoria, etc. En el aspecto psicológico, puede suceder que la disfunción esté asociada con

depresión, ansiedad o ser efectos secundarios al consumo de alcohol y otras sustancias.

 

En otros casos, el hecho de perder la memoria puede deberse a que se ha dejado

la vida laboral, al aislamiento o a la carencia de motivación.

 

 

 

 

 

Para evitar las enfermedades mentales puedes actuar en dos sentidos:

Resolviendo tus conflictos emocionales que hacen a la memoria menos efectiva y

evitando el deterioro cognitivo por medio de una terapia estimulante de las

funciones intelectuales, mejor conocida como gimnasia cerebral.

 

En la psicoterapia trabajamos sobre estos dos sentidos simultáneamente.

 

 

Las disfunciones de la memoria se dividen en: 

amnesia, hipomnesia, hipermnesia, dismnesia, fabulación, ecmesia y paramnesias.

 

 

 

 

Amnesia

 

La amnesia es la ausencia de recuerdos. A veces la persona puede estar

consciente de que ciertas cosas existieron, pero ha perdido el recuerdo.

 

Se considera amnesia parcial cuando la perturbación es en algunos algunos

campos de la memoria. Es amnesia total cuando la alteración provoca dificultad

para evocar cualquier recuerdo de la vida del paciente.

 

 

 

 

 

Hipomnesia

 

La hipomnesia es la disminución de la capacidad de la memoria, debido a una

dificultad tanto de fijación como de evocación. Se observa en personas normales

que experimentan preocupaciones profundas. También es observable en

pacientes con neurosis. 

 

 

 

 

 

 

Hipermnesia

 

La hipermnesia es el aumento o hiperactividad de la memoria.

Se puede observar en pacientes muy agitados o nerviosos.

 

 

 

 

 

 

Dismnesia

 

La dismnesia es la disminución de la memoria.

Dificulta el recuerdo de algunos eventos o los evoca en forma confusa.

 

 

 

 

 

 

 

Fabulación

 

Las fabulaciones son producciones imaginarias que son tomadas como recuerdos.

Generalmente se utilizan para rellenar lagunas amnésicas.

 

 

 

 

 

 

 

Ecmnesia

 

La ecmnesia es un trastorno en que el paciente revive porciones de su

pasado como si estuvieran ocurriendo en el presente.

 

 

 

 

 

 

 

 
Paramnesias

 

Las paramnesias son reconocimientos imprecisos que no se ajustan a la realidad.

Se trata de los fenómenos “Déjà vu”, “Jamais vu”, ilusión de la memoria

y alucinación de la memoria.

 

El Déjà vu, es la impresión de que se repite una vivencia en la misma forma en que

ocurrió en el pasado. Este fenómeno puede ser experimentado por gente

normal y por personas con padecimientos neuróticos o esquizofrénicos.

 

El Jamais vu, es la sensación de no haber visto o experimentado algo que ya se conoce.

Se observa en personas normales, delirantes o con esquizofrenia.

 

La ilusión de la memoria es la deformación de los hechos agregando a las

vivencias detalles falsos creados por la fantasía y la ilusión del paciente.

 

La alucinación de la memoria es la evocación de algo que no se ha vivenciado

y por lo tanto, que no ha sido registrado en la memoria.

 

 

_______________________________________________________________________________________

 

 

Los trastornos de la memoria pueden generar apatía, falta de iniciativa y de

espontaneidad. La inteligencia, las capacidades y el lenguaje

suelen estar perturbados.

 

Un trastorno de la memoria puede trasformar y desestructurar nuestra personalidad.

 

Por ello, es importante reconocer los síntomas de un posible cuadro de

perturbación y buscar ayuda profesional cuanto antes.

 

La elaboración de un diagnóstico confiable y un buen tratamiento son

importantes para preservar la salud mental.

 

 

¡Contáctanos! Estamos para servirte

 

© 2014 Dra. Alia Esquivel Salmán - Psicóloga

456531